¿Cuántas letras componen tu nombre...?

y ahora ¿Cuántas letras componen tu nombre -si ya no nos vemos-? ¿Para qué los ojos si a estos les cuesta ver y llorar?

La Chavela resuena mis lágrimas mientras fumo tabaco bajo el cobijo del sol -pero no me lo acabo-.

Hoy no pude salir a trotar (otra vez) pues ayer soñé contigo y con una casa tuya en la playa me arreglaba en el espejo en la medida de lo más posible entendiendo que los milagros no suceden siempre y que bajo el cielo nos toca el reflejo que nos tocó.

Me pinté mal y mi boca parecía sangrar o quizás comí un fruto y no me di cuenta, Tremendo jugo

Debe ser la falta de costumbre. Maldita costumbre y malditos modales malditos los códigos, las normas y los QR y también maldigo los T.Q.M, los S.Q.M, etc...

A todo esto con una sonrisa forzada, pero caprichosa pues sé que este sufrir me inspira oraciones, mundanas son las oraciones de este mundo que habito aunque celeste se vistan mis manos cuando desnudo al turquesa

Me aceptaste y nombraste en cálidos gestos y esos fideos... Volvíamos a los fideos es decir a la cotidianidad.

Pienso en tu leche y en tu lecho descansar pienso en tu pensar y eso me excita sabih... en abandonar este melodrama y bailar a ratos este vals

wua Fotografía: Jaques-Henri Lartigue